PLA, biopolímero ácido poliláctico

El PLA o ácido poliláctico está hecho de dextrosa (azúcar), que se extrae de materiales bióticos. Es el bioplástico o biopolímero más popular y el único que se fabrica en la actualidad desde una sola planta para todo el mundo. Natureworks cuenta con una planta de 130.000 toneladas en Blair, Nebraska, y fabrica PLA bajo la marca Ingeo.

Fórmula química del PLA.

El PLA se puede comparar mejor con el PET-A y se puede convertir en las mismas líneas (moldeo por soplado, ISBM y termoformación). También hay grados de MFI mayor que se pueden usar fácilmente en aplicaciones de moldeado por inyección, donde puede ser un sustituto del poliestireno (PS).

Este biopolímero también es muy apto para la extrusión de fibra, donde puede ser sustituto del polipropileno (PP).

El PLA se puede biodegradar bajo determinadas condiciones. Con los productos PLA (ácido poliláctico) se puede formar compost en instalaciones industriales, donde se puede controlar el calor (a partir de 70°C) y la humedad (HR mínima del 70%). El material es higroscópico y necesita en la mayoría de casos un preteñido antes de convertirlo. Todos los grados cuentan con el certificado biocompostable EN12342.

El material se usa a menudo en mezclas o compuestos para mejorar las propiedades del material.

Los grados estándares de PLA son transparentes y cuentan con un brillo alto.

Las aplicaciones habituales del PLA (ácido poliláctico) son las siguientes:

  • Extrusión de fibras: bolsas de té, ropa.
  • Moldeado por inyección: joyeros.
  • Compuestos: con madera, PMMA.
  • Termoformación: estuches, bandejas de galletas, tazas, cápsulas de café.
  • Moldeo por soplado: botellas de agua (no carbonatada), zumos de frutas, envases de cosméticos.